Ahora que llega la primavera, llegan las alergias, los cambios en la meteorología y hay que cuidar la salud. La primavera provoca un efecto en nuestro organismo que se traduce en la afectación de producción de ciertas hormonas. Dado que en primavera existe un número menor de horas nocturnas, varía la producción de melatonina, lo que conlleva cambios en las respuestas tanto físicas como emocionales de la propia persona.

 

 

Te facilitamos unos consejos para cuidar tu salud en primavera:

1. Evita la alergia primaveral y el contacto con el polen. Si habitualmente sufres de alergia, es bastante probable que ésta aumente durante los meses primaverales. Disminuye las actividades al aire libre y evita salir en los días de viento, ya que durante estas jornadas la polinización tiende a ser más alta, por lo que la concentración de polen es mayor.

2. Haz ejercicio físico al aire libre. Si no sufres de alergias hacer ejercicio físico al aire libre cuando llega la primavera es una opción excelente para hacer deporte, disfrutar de una buena salud. Recuerda que la práctica de ejercicio físico es fundamental, sobre todo cuando éste se practica de forma regular

3. Cuida tu alimentación y opta por alimentos frescos. La alimentación es la base de nuestra salud, por ello es fundamental mantener una dieta equilibrada y variada, lo más sana y saludable posible. Además, puedes optar por consumir alimentos de la temporada, tales como albaricoques y fresas, cerezas, sandías y melones.

4.Trata de permanecer siempre bien hidratado/a, bebiendo líquido en abundancia. Recuerda que es recomendable tomar al menos 2 litros de agua al día. También puedes optar por infusiones, tisanas o tés.

Fuente: Natursan

Share This